Tropas israelíes matan a cuatro palestinos en un operativo en Cisjordania

Mundo

Militares israelíes mataron a cuatro palestinos e hirieron a otros 44, durante un operativo realizado en Jenín, en el marco del Año Nuevo israelí.

Cuatro palestinos, entre ellos el hermano de un acusado de un ataque en abril en Israel, murieron este miércoles a manos de soldados israelíes, durante un operativo militar en Jenín, en el norte de Cisjordania, informó el Ministerio de Salud palestino.

Otros 44 palestinos resultaron heridos en el operativo en Jenín, que es escenario en los últimos meses de combates casi diarios entre tropas israelíes y grupos de la resistencia armada palestina a la ocupación militar israelí de Cisjordania.

Las fuerzas israelíes están en alerta durante las grandes fiestas judías que comenzaron el domingo con Rosh Hashana, el Año nuevo judío, y siguen hasta Yom Kipur, el día más sagrado del calendario judío.

Una fuente de la administración local de Jenín declaró que entre los fallecidos en el operativo estaba el hermano de Raad Hazem, quien fue acusado por Israel de matar a tiros a tres israelíes en abril en Tel Aviv y muerto por soldados tras el hecho.

El Ejército israelí confirmó el operativo y dijo en un comunicado que sus tropas abatieron a "dos sospechosos implicados en una serie de ataques recientes", informó la agencia de noticias AFP.

"Cuando estaba rodeada la vivienda de los dos sospechosos, un artefacto explosivo estalló y los sospechosos abrieron fuego en dirección de las fuerzas de seguridad, que replicaron (...) matando a los dos sospechosos", agregó la nota.

El comunicado dijo que uno de los dos muertos era Abed Hazem, hermano de Raad, quien era buscado por el Ejército israelí. Su padre, Fathi, sigue siendo buscado.

Desde marzo, 20 personas murieron en una serie de atentados antiisraelíes. El Ejército multiplicó sus operaciones en Cisjordania, un territorio ocupado desde 1967 por Israel.

Estas operaciones son muy frecuentes en Naplusa y Jenín, donde hay intensa actividad de grupos palestinos que reclaman la devolución del territorio ocupado.

Los operativos están a menudo acompañados de incidentes con la población local o con combatientes y hasta ahora dejaron decenas de muertos del lado de los palestinos y provocado el arresto de 1.500 personas, según el jefe del Ejército israelí, Aviv Kohavi.

Como reacción a esta nueva operación israelí, Nabil Abu Rudeina, vocero del presidente palestino, Mahmud Abbas, acusó a Israel de "atentar contra la seguridad y la estabilidad al proseguir una política de escalada".

El primer ministro israelí, Yair Lapid, prometió a principios de mes que no dudaría en "actuar allá donde las autoridades palestinas no mantienen el orden".

Dejá tu comentario