Somalia: apuran gestión por enfermera argentina

Mundo

El canciller Jorge Taiana se mostró esperanzado de alcanzar hoy una «solución positiva» al secuestro en Somalia de la enfermera argentina Pilar Bauzá y la médica española Mercedes García.

Mientras tanto, en el terreno, las fuerzas de seguridad somalíes intentaban entrar en contacto con los captores de las cooperantes de Médicos Sin Fronteras (MSF).

El ministro no dio mayores detalles, pero indicó que «hay un ambiente de esperanza y se piensa que quizás mañana por la mañana (por hoy) podría haber una solución positiva para este hecho que nos preocupa y que estamos siguiendo de cerca».

Antes de partir a Venezuela y Colombia para la misión relacionada con la liberación de rehenes de las FARC (ver aparte), Taiana declaró que está en permanente contacto con su par de España, Miguel Angel Moratinos.

El canciller afirmó que las dos mujeres «están a 20 kilómetros de Bossaso, en la región de Puntlandia, norte de Somalia, frente a Yemen». «Es una zona difícil, de muchas milicias. Estamos actuando en común con España y ayer hablamos con el canciller Moratinos para seguir coordinando acciones», apuntó.

Por instrucción de Taiana, el cónsul argentino en Nairobi, Fernando Rolandelli, arribó ayer a la ciudad somalí de Bossaso, acompañado por el embajador de España en Kenia, Nicolás Martín Cinto. «Estamos aquí para averiguar más acerca de la condición de las dos voluntarias secuestradas», dijo Martín al llegar a destino. Por su parte, el vicecanciller argentino Roberto García Moritán se comunicó con las más altas autoridades de la Liga Arabe, entre ellos su titular, Amre Mussa, y además con la Cruz Roja y otras instituciones humanitarias para pedirles colaboración.

En tanto, las fuerzas de seguridad somalíes buscaban a los secuestradores de las trabajadoras voluntarias, que fueron capturadas el miércoles cuando se dirigían en auto a un hospital en Bossaso, un puerto norteño. Este es el último de una serie de capturas en la caótica región del Cuerno de Africa, en la zona semiautónoma de Puntlandia.

El día del secuestro, tropas locales rodearon a los hombres armados y se desató un incendio. Dos secuestradores fueron arrestados durante el enfrentamiento, pero el resto escapó con sus rehenes a una zona montañosa al sur de Bossaso, donde se los supone rodeados.

«No sabemos el lugar exactodonde los secuestradores tienen a las voluntarias, pero sabemos que están en algún lugar en las montañas.

Estamos intentando establecer comunicación con ellos», dijo Ahmed Saeed Ow-nur, ministro de Pesca de Puntlandia.

No obstante, Saeed Ow-nur sembró confusión al afirmar que «de ninguna forma» van a negociar con los secuestradores. «La policía se encargará del rescate», indicó el ministro, quien pidió que se resuelva lo antes posible la situación y las dos profesionales de MSF puedan ser rescatadas sin problemas.

La enfermera argentina, de 26 años y oriunda de Bella Vista, provincia de Buenos Aires, llevaba seis meses en el país africano, trabajaba en un proyecto de nutrición y asistencia de los desplazados por el conflicto interno de ese país. La médica española, de 50 años y natural del pueblo leonés de Cuadros lleva varios años trabajando como cooperante, aunque en Somalia llevaba menos de un mes.

En la misma región había sido capturado el pasado 16 de diciembre el camarógrafo francés Gwen Le Gouil, quien fue puesto en libertad el lunes pasado. Sus secuestradores habían pedido un rescate, pero se desconoce si al final hubo un pago.

Somalia vive desde 1991 en una situación anárquica porque ningún gobierno central ha logrado imponer su autoridad en el país. Puntlandia mantiene sus propias autoridades administrativas con un régimen de autonomía.

Dejá tu comentario