Maquinaria agrícola: caen las ventas por demora en las entregas

Opiniones

Durante el segundo trimestre del año cayeron las ventas en todos los rubros. La pandemia, las demoras en las importaciones y el año electoral entre las causas más destacadas.

Las ventas de maquinaria agrícola en el primer semestre de 2021 aumentaron tanto en facturación como en unidades respecto el mismo período de 2020. El balance es positivo pero a los fabricantes de maquinaria agrícola les preocupa la caída registrada en el segundo trimestre.

Según datos aportados por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC), en el segundo trimestre de 2021, el total de unidades vendidas nacionales e importadas de todos los segmentos de maquinaria registraron caidas interanuales. En total se comercializaron 5570 unidades pero las sembradoras, las cosechadoras, los tractores y los implementos mostraron disminuciones en las unidades vendidas de 11,9%, 11,4%, 9,8% y 4,4%, respectivamente, siempre en comparación con el mismo trimestre del ano anterior.

El 2021 comenzó con gran expectativa y se concretaron muchos negocios pero el segundo trimestre revirtió la tendencia y la venta de maquinarias se aplacó. Reynaldo Postacchini, Presidente de la Asociación de Fábricas y Distribuidores Argentino de Tractores (AFAT), aseguró a Ámbito que “la venta de equipos cayó porque desde las terminales no podemos cumplir con las entregas porque hay faltante de componentes que no llegan al país. No olvidemos que estamos en pandemia y en muchos casos las fábricas trabajan con al menos un 10% menos de empleados debido al Covid-19. Los problemas de logística -aquí y en el exterior- son frecuentes y conspiran contra el cumplimiento de las entregas. Otro aspecto que ralentiza el negocio es la aprobación de las SIMI (Sistema Integral de Monitoreo de Importaciones) que se da a cuentagotas. El gobierno maneja la balanza comercial y libera aprobaciones según la disponibilidad de dólares”.

Las fábricas tienen demoras en las entregas porque miles de productores intentaron desde el año pasado adquirir bienes de capital atados al dólar pero abonados en pesos. A eso se le suma que la agricultura nunca detuvo su marcha y desde que comenzó la pandemia se transformó en una actividad de alta rentabilidad por la demanda sostenida de alimentos a nivel global, por lo tanto la adquisición de nuevos equipos para la producción fue y sigue siendo una constante no sólo en Argentina sino también en el resto del mundo.

Según Postacchini, otro aspecto a tener en cuenta es la incertidumbre en años electorales, que también afecta la decisión de compra. “Por ese motivo se observaron más negocios en la primera parte del año”.

Desde la Bolsa de Cereales de Córdoba, Rocío López del Departamento de Economía de la entidad, aseguró que “la venta de maquinarias en el segundo trimestre cayó un 7,6% interanual y el rubro más afectado fue el de las sembradoras seguido muy de cerca por las cosechadoras”. En cuanto a la facturación, sólo cayeron las cosechadoras y el resto registraron incrementos. Queda claro que los equipos de mayor costo son los que más sufren la inestabilidad de la economía ya que las opciones de financiamiento son más acotadas.

El dato que vale la pena destacar esta relacionado con la facturación, ya que sumando todos los rubros el monto total asciende a u$s467 millones, lo que representa un aumento del 9,2% en comparación con el mismo período de 2020. El incremento de los precios de la maquinaria expresados en moneda local fue mayor en comparación con la depreciación del peso, por lo tanto se recuperó el valor de los equipos.

El mercado sigue la lógica y se basa en la oferta y la demanda. Durante el segundo trimestre de 2021, la depreciación del tipo de cambio oficial fue del 6% y todos los rubros estuvieron por encima de esa cifra. Las cosechadoras, que son los equipos de mayor precio y con menor tasa de recambio tuvieron leves incrementos cercanos al 8%. En el otro extremo se ubican las sembradoras, que fueron el rubro más demandado y donde los incrementos de precio llegaron al 23%.

Dejá tu comentario