Ciudad: regulan actividad de repartidores y app

Política

Una protesta en las puertas de la Legislatura porteña precedió el debate de una ley impulsada por el oficialismo del distrito que crea un registro, exigirá habilitación y contar con seguros.

La Legislatura porteña en una sesión mixta, mitad virtual mitad presencial, aprobó ayer una norma que regula la actividad de los repartidores a domicilio y las empresas para las que trabajen, como las plataformas. Una protesta de motoqueros precedió la sesión en las puertas de la Legislatura, en oposición al proyecto que se aprobó con votos del oficialismo, 39 a favor, 17 abstenciones y 4 negativos. El opositor Frente de Todos se abstuvo en general y solo dio el voto a unos pocos artículos.

Entre varias cuestiones que quedan reguladas por la ley, también se estableció que las comisiones que los comercios pagan a las aplicaciones retrotraigan sus valores a los que tenían antes de la cuarentena, alrededor de 20%, cuando en la actualidad estarían percibiendo hasta 35%.

La norma, que es una modificación al Código de Tránsito y Transporte define Mensajería Urbana" al retiro y entrega de elementos varios y/o la realización de gestiones desde su solicitud y hasta el o los domicilios que sean indicados por los clientes, utilizando como medio de transporte un motovehículo o ciclorodado. Además habla de "prestador" del servicio de mensajería y de "operador de plataforma digital de oferta y demana".

El reclamo de los opositores se centró en que no se establece una relación laboral entre los repartidores y las empresas o personas que gerencian los servicios. En cambio se abre un Registro para que se anoten los mensajeros, quienes además deberán recibir elementos como cascos, barbijos y otros, contar con un vehículo habilitado y con cumplimiento de las verificaciones técnicas obligatorias, mientras que a la vez tendrán que ser provistos de distintos seguros que deberán exhibir si se los requiere durante la circulación.

"El servicio de Mensajería Urbana o Reparto a Domicilio de Sustancias Alimenticias puede ser prestado por personas humanas o jurídicas siempre que cuenten con la correspondiente habilitación" señala la norma y que "será ejecutado por los repartidores y/o mensajeros habilitados por sí mismos y/o a través de prestadores y/u ofreciendo su servicio en los Operadores de plataforma digital".

No tendrán que anotarse en el registro los locales que no tengan como actividad principla la mensajería o el reparto a domicilio. El resto deberá integrar el “Registro Único de Transporte de Mensajería Urbana y/o Reparto a Domicilio de Sustancias Alimenticias” (RUTRAMUR). Además los operadores de las app deberán contar con una habilitación y, entre otros requisitos, estar inscriptos en la AFIP.

Los repartidores habilitados deberán tener domicilio en la Ciudad de Buenos Aires, estar inscriptos en Afip y, para renovar la habilitación, no poseer infracciones de tránsito.

Por otra parte, se pedirá que la acreditación de la titularidad de las motos, la VTV y un seguro de responsabilidad civil contra terceros.

Entre otros requisitos también se pedirá a los servicios de mensajería o reparto que cuenten con una línea telefónica de atención al cliente.

Entre otros reclamos, ayer la Asociación de Personal de Plataformas (APP) cuestionó en un comunicado el proyecto, al definirlo como "discriminatorio", y criticó "la figura del repartidor habilitado" al señalar que "dispone más de 15 sanciones en los códigos de transporte, de faltas y contravencional especialmente pensadas para perseguir a los repartidores que no cuenten con la habilitación".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario