Extenderán el acuerdo de suspensiones entre Gobierno, CGT y empresarios

Política

El Gobierno recibirá hoy el acuerdo entre la Unión Industrial Argentina (UIA) y la CGT que extiende el propio convenio marco firmado por ambas entidades para establecer un mecanismo de licenciamientos masivos en las empresas golpeadas por la falta de actividad derivada de la extensión de la cuarentena, que prevé el pago mínimo de salarios al 75% de su valor neto en montos no remunerativos y una garantía de estabilidad para esos puestos de trabajo. Vencido en mayo el entendimiento, las partes le plantearán al Ejecutivo la necesidad de ampliarlo pero sin fecha, una precisión que quedará en cabeza de los funcionarios, tal como anticipó ámbito.com el viernes.

Una vez ingresado el acuerdo los ministros de Trabajo, Claudio Moroni, y de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, deberán volver a darle jerarquía normativa al firmar una resolución alusiva, tal como sucedió con el anterior. Recién ahí se sabrá si la extensión será por otros dos meses, durante junio y julio, o bien por tiempo indeterminado en tanto continúe la cuarentena. En la CGT dijeron que incluso una vez aligerado o finalizado el aislamiento tal vez se haga necesario prorrogar el marco de licenciamientos con compromiso de continuidad laboral.

El convenio marco había tenido su origen en una iniciativa de la central obrera para atender la situación de facto de empresas y sectores económicos que habían alegado imposibilidad de afrontar la liquidación de la nómina de sueldos en su totalidad producto de la parálisis de buena parte de la actividad a partir de las normas que implantaron el aislamiento social, preventivo y obligatorio. El instrumento fue ideado para facilitar las suspensiones que en lo formal se encontraban prohibidas junto con los despidos por un decreto de necesidad y urgencia de Alberto Fernández.

El acuerdo de partes entre sindicalistas y empresarios había logrado estatus de normativa con la firma de a Resolución 397/2020 que lo convalidaba por parte de los ministros de Trabajo, Claudio Moroni, y de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas. La extensión de ese entendimiento tendrá una vez más el aval de los funcionarios, explicaron en CGT. El mecanismo sirvió de base para acuerdos sectoriales de licenciamientos masivos como los que firmaron con sus cámaras empresarias los gremios de Comercio, gastronómicos (Uthgra) y la Unión Obrera Metalúrgica (UOM), entre otros.

El sostén legislativo de todos los acuerdos es el artículo 223 bis de la ley de Contrato de Trabajo que permite la realización de suspensiones contra el pago de salarios reducidos y mediante montos no remunerativos por razones no inculpables a los empresarios. El acuerdo UIA-CGT mereció algunas objeciones como la del camionero Hugo Moyano, que presentó un escrito ante el Ministerio de Trabajo para informar que en su actividad no estaba dispuesto a firmar un esquema de suspensiones y que rechazaba el convenio marco, y hasta denuncias judiciales por parte de trabajadores afectados.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Temas

Dejá tu comentario