"No mentir": Los 10 mandamientos para la campaña de JxC

Política

En busca de intentar bajar la conflictividad, Bullrich había anticipado la presentación de un "Compromiso ético", una especie código de convivencia o un "VAR" -como lo definió la propia presidenta del PRO- que regule el comportamiento de los socios de la alianza durante la campaña. 

En la cuenta regresiva hacia las PASO, la tensión interna no da tregua en Juntos por el Cambio y sus candidatos siguen cruzándose entre sí. Primero las rispideces comenzaron entre los halcones y palomas dentro del PRO, con el sector de ala dura que encabeza Patricia Bullrich torciendo finalmente el brazo para despejar la candidatura de María Eugenia Vidal en la Ciudad.

Ahora, la tensión es principalmente con los socios radicales, que tras mantenerse en un segundo plano durante el gobierno de Mauricio Macri ahora reclaman espacios de poder real dentro de la principal alianza opositora. Pero también hay dirigentes "amarillos" de la UCR que le apuntan a sus correligionarios.

En busca de intentar bajar la conflictividad, Bullrich había anticipado la presentación de un “Compromiso ético”, una especie código de convivencia o un "VAR" -como lo definió la propia presidenta del PRO- que regule el comportamiento de los socios de la alianza durante la campaña.

El "Compromiso ético” iba a presentarse el pasado lunes, pero la tensión interna obligó a postergarlo. El portal Infobae dio a conocer los 10 mandamientos de los que consta ese manual de conducta.

Los 10 mandamientos del "Compromiso ético” de Juntos por el Cambio

  1. “No mentiré ni mantendré reservas respecto de mis propias ideas o de las acciones que proyecto para el caso de resultar elegido. Me comprometo a la verdad, que tiene valor por sí misma y es fuente de toda confianza”
  2. Transmitiré con claridad mis ideas e iniciativas, expondré las dificultades que desde mi punto de vista existan para llevarlas a cabo y explicaré correctamente por qué considero que el público, según mi criterio, debe preferir mi lista a la de otros candidatos de la coalición o de otros partidos.
  3. Actuaré y me expresaré en todo momento con respeto y lealtad respecto de mis oponentes internos y del público. No me referiré a ellos con criterios discriminatorios de cualquier tipo, sean de carácter religioso, étnico, de edad, sexual, orientación sexual, identidad de género o pertenencia social. Tampoco promoveré ni me involucraré con ellos en rencillas innecesarias que pudieran afectar el prestigio de nuestra fuerza.
  4. En los debates, escucharé los argumentos de mi oponente interno, estableceré con él un diálogo sincero y democrático, sin trampas y centrado en el respeto mutuo; valoraré su contribución a la política y le facilitaré las posibilidades de expresarse, sin intentar bloquear o interrumpir sus explicaciones.
  5. No utilizaré ni instigaré a la utilización de las redes sociales de manera agraviante o desleal ni propiciaré que otros lo hagan por mí respecto de mis oponentes, sea con identidad propia o con personalidad fingida u oculta.
  6. Procederé con honestidad en la fiscalización de las elecciones, cuidaré y haré cuidar el voto de mi oponente interno tanto como el de mi propia lista.
  7. No estableceré acuerdos con personas de otros partidos políticos a fin de obtener ventajas sobre mi oponente interno.
  8. Honraré el compromiso con mi partido, por cuya lista aspiro a ser elegido. En caso de acceder al cargo para el que me presento, permaneceré en el bloque de Juntos por el Cambio hasta el final de mi mandato y cumpliré con su plataforma.
  9. Una vez definidos los resultados formalmente, los aceptaré con grandeza de espíritu y unificaré esfuerzos con quien fue mi oponente interno para el triunfo de nuestra coalición.
  10. Cumpliré, antes y después de la elección, con la letra y el espíritu que figura en el enunciado de este compromiso, sus principios y valores.

Dejá tu comentario