Barcelona, con un pie en la final de la Copa del Rey

Deportes

El Barcelona dio este jueves un paso hacia la final de la Copa del Rey tras imponerse 2-0 al Mallorca en el partido de ida de las semifinales del torneo del KO, disputado en el estadio Camp Nou de la capital catalana.

El Barcelona salió al campo dispuesto a mantener el control del balón y a asediar la portería de su rival, que prefirió cerrarse atrás para aprovechar las salidas a la contra.

La primera parte fue un continuo cerco azulgrana a los dominios del guardameta argentino del Mallorca, Germán Lux, auténtico héroe de su equipo al evitar que el resultado fuera más abultado.

En el equipo local, el francés Thierry Henry y el joven Bojan Krkic fueron los más incisivos, autores de los tiros con más peligro y finalmente los artífices del primer gol azulgrana.

Bojan controló bien en la derecha para hacer un buen centro al medio del área, donde apareció el delantero francés para cabecear al fondo de las redes del Mallorca (35).

El gol en contra no pareció variar la actitud de los baleares, que siguieron encerrados atrás hasta el final de la primera parte, aunque tras el descanso, el entrenador visitante decidió adelantar tímidamente sus líneas, lo que permitió algunos tiros peligrosos del argentino Sebastián Scaloni.

No obstante, el Mallorca parecía dar por buena una derrota corta que le hubiera podido resultar asequible en el partido de vuelta en su campo.

En esta situación, el técnico azulgrana Josep Guardiola cambió a Thierry Henry por su talismán argentino Lionel Leo Messi (55) que, de nuevo, volvió a dar velocidad a su equipo.

El joven delantero argentino contó con una buena ocasión apenas diez minutos después de entrar en el terreno de juego, pero su tiro duro lo paró bien su compatriota Lux (65).

El Barça continuó manteniendo el control del balón y tenía las mejores ocasiones, hasta que llegó el segundo tanto azulgrana, obra de Rafa Márquez.

El central mexicano marcó su primer gol en partido oficial esta temporada con un gran saque de falta directo desde la izquierda, que se coló por la escuadra de Lux (73).

Tras el segundo tanto, el colista de la Liga atravesó algunos momentos de desconcierto antes de volver a recomponer sus líneas y cerrarse atrás a la espera de que llegara el final del partido.

La victoria permite al Barça encarar con tranquilidad el partido de vuelta, en el que el Mallorca, que hasta ahora no había perdido ningún partido de Copa, tendrá que remontar los dos tantos si quiere estar en la final del torneo.

Dejá tu comentario