Con el último giro del BCRA al Tesoro, la emisión alcanzó el 69% del financiamiento

Economía

En la previa de las PASO, el miércoles pasado, el Banco Central le giró otros $80.000 millones al Tesoro en concepto de utilidades. Esta transferencia ratificó la continuidad de la aceleración de la emisión monetaria en el segundo semestre y elevó la participación de esta vía de financiamiento del déficit al 69% del total. El objetivo de Martín Guzmán es que la emisión cierre el año por debajo del 60%.

Con el último envío, la asistencia monetaria al fisco ya suma $140.000 millones en septiembre. En la segunda mitad de 2021 se eleva a $520.000 millones, mientras que en el acumulado anual totaliza $850.000 millones entre transferencias de utilidades y adelantos transitorios.

Cabe recordar que entre fines del año pasado y principios de este año la asistencia monetaria había mermado, en línea con la intención del ministro de Economía, Martín Guzmán, de incrementar el peso del financiamiento del déficit fiscal a través del endeudamiento neto en pesos.

Sin embargo, desde mitad de año la emisión comenzó a acelerarse ante las mayores dificultades que encontró la Secretaría de Finanzas para colocar deuda en moneda local y las necesidades del Gobierno de incrementar el gasto público frente a la dura situación social agudizada por la pandemia, lo cual se reflejó en parte en el resultado de las PASO que se llevaron a cabo el domingo. La propia derrota electoral y la batería de medidas que prepara el Ejecutivo para mejorar los ingresos impondrá nuevos desafíos a la estrategia financiera (ver aparte).

“Ya se están usando utilidades ‘viejas’ (2019), y dentro de poco la lógica es que se empiecen a usar (de nuevo) los adelantos transitorios”, sostuvo Juan Ignacio Paolicchi, economista de Empiria.

El equipo de Guzmán se propuso para este año financiar el déficit al menos en un 40% con deuda de mercado y no más del 60% con emisión monetaria. La premisa del Gabinete económico es que una mayor impresión de pesos dificultaría la estrategia de contención del dólar y la brecha cambiaria.

Dejá tu comentario