1 de marzo 2011 - 11:12

Crimen del profesor: detuvieron a sospechoso en Avellaneda

Norberto Moleta
Norberto Moleta
Un joven de 18 años quedó detenido por la tenencia ilegal de un arma en un allanamiento realizado en el marco de la causa por el asesinato del profesor de música Norberto Moleta, ocurrido en diciembre pasado en Sarandí, y ahora se investigará si participó del hecho.

Fuentes policiales y judiciales informaron que el sospechoso, identificado como Fabián Ariel Jara (18), fue capturado por personal de la DDI Lomas de Zamora en un allanamiento realizado ayer en una vivienda de la calle De La Serna al 4100 de Villa Corina, partido de Avellaneda.

El procedimiento fue ordenado por el fiscal a cargo de la causa, Carlos Prieto, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 2 de Avellaneda, quien intenta establecer si Jara tiene el apodo de "Pantera".

Prieto quiere determinar si se trata del mismo "Pantera" que, según la información que tiene en la causa, manejaba el día del hecho el auto de donde bajaron los dos delincuentes que asaltaron y asesinaron a Moleta.

"En otro allanamiento realizado en el mes de enero, detuvimos a un `Pantera` que nada tenía que ver con el hecho, por eso queremos estar seguros de si este chico es el que buscamos", comentó una fuente judicial.

El fiscal buscó en el allanamiento el arma homicida de Moleta, que es una pistola calibre 380, pero los investigadores sólo hallaron en la habitación de Jara un revólver calibre 32, razón por la que quedó preso.

Voceros judiciales explicaron que cuando hoy lo indague por la tenencia del arma, el fiscal evaluará si por sus rasgos fisonómicos Jara es parecido a algunos de los delincuentes descriptos por los testigos de la causa y, sólo en ese caso, lo someterá a una rueda de reconocimiento.

En la causa, ya hay un detenido, Antonio Flamenco Benítez (28), alias "Flecha", quien fue apresado el pasado 9 de febrero en la Villa Itatí, de Quilmes.

En su casa encontraron un revólver Magnum 357 y una consola de juegos PlayStation 3 que terminó delatándolo, ya que se había pagado como rescate de un secuestro cometido la noche anterior al allanamiento.

El crimen de Moleta (54) fue cometido el 26 de diciembre último, cuando fue baleado por uno de los dos ladrones que se acercaron para robarle la camioneta en la puerta de la casa de su madre, en Solier y Anatole France, de Sarandí, partido de Avellaneda.

Si bien el concertista, docente e integrante de la Unión Docente de Buenos Aires (UDOCBA) no se resistió al robo, fue ejecutado de un tiro en el pecho y los delincuentes abordaron su camioneta Renault Sandero Stepway y huyeron sin darse cuenta que en el asiento trasero estaban los hijos de 7 y 9 años de la víctima.

Los niños fueron abandonados ilesos por los delincuentes a la altura de la avenida Mitre al 6000, de Wilde. El mayor de los niños fue el que se orientó y llegó caminando con su hermano de 7 años, que es autista, a la casa de su abuela materna, que vive en la zona.

Dejá tu comentario

Te puede interesar