Cuba: régimen hostiga a opositoras

Mundo

La Habana (ANSA, EFE) - Unas 200 mujeres cubanas irrumpieron ayer con consignas a favor del régimen en una manifestación de una treintena de Damas de Blanco que piden la liberación de sus maridos, al conmemorarse esta semana dos años de los encarcelamientos de 75 activistas en marzo de 2003.

A los gritos de «¡Viva Fidel!» y « Pinpon fuera, abajo la gusanera», las militantes, algunas de las cuales dijeron haber sido convocadas por la comunista Federación de Mujeres Cubanas, hostigaron a una treintena de Damas de Blanco cuando iniciaron una caminata por la Quinta Avenida tras haber participado de una misa por Domingo de Ramos.

El incidente se extendió por casi una hora y se trató del primer choque de este tipo desde que las Damas comenzaron en 2003 a organizar actividades por la liberación de sus maridos. Las esposas de los disidentes encarcelados por « atentar contra el Estado», algo que provocó condena mundial, cerraban ayer con su asistencia al oficio religioso tres días de actividades en reclamo por la liberación de sus maridos, en el segundo aniversario de los arrestos y juicios de activistas contra el gobierno del dictador Fidel Castro. La Habana no reconoce a los disidentes y opositores, a los que califica de « mercenarios» y «contrarrevolucionarios».

En presencia de varios medios de prensaextranjeros acreditados, el encontronazo entre las mujeres pro gobierno y las esposas de los opositores alcanzó picos de tensión que nunca llegaron a la agresión física.

«A nosotras nadie nos manda, ni desde dentro ni desde afuera. Hacemos esto porque tenemos el dolor de tener a nuestros esposos presos, ellas no»,
dijo Laura Pollán, una de las referentes de la organización de esposas de disidentes presos y quien calificó de «provocación» y «títeres» a las mujeres que las hostilizaron.

Las mujeres acompañaron el boicot a las
«Damas» con cánticos que incluyeron el Himno Nacional cubano, la « Internacional» y consignas a favor de la liberación de los «cinco héroes», como se conoce a los cinco cubanos encarcelados en Estados Unidos por cargos de espionaje que La Habana rechaza.

Dejá tu comentario