"El rescate puede no alcanzar"

Opiniones

«Si la crisis no es controlada de manera exitosa, el escenario puede ser trágico.» Así lo afirmó ayer el ex secretario del Tesoro norteamericano durante la administración de Bill Clinton, Lawrence Summers, que además ahora se perfila para volver a ocupar ese cargo si el demócrata Barack Obama gana las elecciones.

En su brevísimo paso por Buenos Aires (de menos de 10 horas) en el que participó como orador en el 90º aniversario de la Cámara de Comercio de Estados Unidos en la Argentina, Summers reconoció que «los próximos meses serán importantes para definir nuestra capacidad de respaldar y defender los mecanismos de mercado».

Luego de su discurso, en diálogo con la prensa, afirmó que el plan de emergencia de George W. Bush, en el que se utilizarán u$s 700.000 millones, «puede no ser suficiente; dependerá de cómo se utilicen los fondos».

Periodista: ¿Entrará en recesión Estados Unidos?

Lawrence Summers: Existen dos tipos de recesiones que observamos en los países industrializados. Una vinculada a tratar de combatir la inflación,que implica endurecer las políticas monetarias, y la otra, que se relaciona con las burbujas de los precios de los activos, que derivan en este tipo de colapso. La experiencia demuestra que el segundo tipo, que es la que experimentamos hoy, son recesiones más prolongadas. El desempleo había aumentado en los últimos años tras el mínimo de 2001. Creo que vamos a seguir experimentando un crecimiento económico desacelerado durante bastante tiempo.

  • Preocupación

    P.: ¿Cree que las autoridades norteamericanas reaccionaron demasiado tarde?

    L.S.: Hacer un análisis en retrospectiva es más fácil que realizar un pronóstico, y es sencillo criticar cuando la medida aplicada no fue perfecta. Demostré mi preocupación durante varios años respecto de que las políticas eran reactivas, en cierta manera retrasadas. Hace unos meses una intervención como ésta hubiera sido satisfactoria. Ahora se trata de una medida constructiva, pero que puede no ser suficiente.

    P.: ¿Cree entonces que los u$s 700.000 millones no serán suficientes?

    L.S.: El monto de u$s 700.000 millones es una suma extraordinaria. La pregunta es cómo será realmente empleada. Si es suficiente o no dependerá de la estrategia que se utilice. En algunas semanas sabremos más sobre este plan.

    P.: Además de este plan de emergencia, ¿se deberían adoptar otras medidas?

    L.S.: Va a ser necesario hacer una revisión de todo el marco regulatorio, en el que se focalice más en el sistema en su conjunto que en las instituciones financieras tomadas individualmente. Es decir, que haya una mayor preocupación por el carácter procíclico del sistema y que se garantice la seguridad de éste, por lo que si quiebra una institución no se caiga el sistema entero. Como dije hoy durante mi exposición, antes de las crisis financieras generalmente ocurre que hay un exceso de codicia y muy poco temor, mientras luego, en las crisis mismas, ocurre lo inverso: poca codicia y mucho temor.

    P.: Hay dudas sobre el efectode la crisis en economías emergentes, como la Argentina. ¿Qué medidas deberían tomarse?

    L.S.: El presidente mexicano, Vicente Fox, dijo algo bastante acertado al respecto: los mercados generalmente sobrerreaccionan, por lo que las políticas también tienen que ser un poco exageradas. Coincido con esta apreciación. Episodios como éstos nos hacen recordar lo necesario que es contar con colchones de liquidez y aprovechar cuando los precios de los commodities están altos para no sufrir luego los problemas de este sistema.

    P.: ¿Cuáles son las medidas que adoptaría Barack Obama, de ser presidente?

    L.S.: Obama fue claro respecto de sus prioridades de brindar soluciones tanto a los ciudadanos comunes como a Wall Street. En ese sentido enfatizó que los problemas del mercado inmobiliario no son sólo el de los títulos respaldados en hipotecas.
    También señaló la necesidad de regular el sistema financiero para evitar este tipo de crisis en el futuro.

    P.: ¿Cree que algunos países volverán a recurrir al FMI?

    L.S.: El rol de los prestamistas de última instancia es ahora menos importante de lo que era, dada la magnitud de las reservas internacionales. En algunos casos puede ser necesario recurrir al FMI, pero su intervención es mucho menos importante ahora que en el pasado.

    Entrevista de María Iglesia
  • Dejá tu comentario