Final de la NBA: Milwaukee igualó la serie ante Phoenix

Deportes

Con 40 puntos de Khris Middleton, los Bucks lograron su segunda victoria consecutiva ante los Suns, por 109-103, y colocaron un empate 2-2 en las Finales de la NBA.

Con 40 puntos de Khris Middleton, los Milwaukee Bucks lograron su segunda victoria consecutiva ante los Phoenix Suns, por 109-103, y colocaron un empate 2-2 en las Finales de la NBA.

En un último cuarto de infarto, Middleton logró las canastas decisivas y Giannis Antetokounmpo (26 puntos y 14 rebotes) un tapón deslumbrante para neutralizar la exhibición de la estrella de los Suns, Devin Booker, que terminó con 42 puntos.

https://twitter.com/NBA/status/1415576407455977472

Con los dos equipos ganando sus juegos como local, las Finales regresarán ahora a Phoenix para el quinto partido del sábado.

Los Bucks apretaron los dientes para llevarse el juego más igualado hasta ahora de la eliminatoria, que tuvo polémica arbitral y una exhibición de Devin Booker con la que colocó su nombre en la historia de la NBA.

A sus 24 años, el escolta se convirtió en el jugador con más puntos anotados en los primeros playoffs de su carrera (542), superando a los hasta ahora líderes Rick Barry (521 puntos) y Julius Erving (518).

Mis 42 puntos "no importan en absoluto. El objetivo principal es ganar el partido, lo que ocurra en el partido no importa", recalcó con gravedad Booker. "Es muy duro cuando no puedes ganar un partido a estas alturas de la temporada".

Los Bucks salieron decididos a igualar la eliminatoria con el apoyo del enfervorecido Fiserv Forum, en presencia de los legendarios Kareem Abdul-Jabbar y Oscar Robertson, protagonistas del único anillo de Milwaukee en 1971.

Sin puntería desde el exterior (7/29 en triples en el partido), los Bucks trataban de imponer su dominio físico en la zona con Antetokounmpo como punta de lanza.

El dos veces ganador del premio MVP estuvo menos dominante en ataque que en los dos juegos anteriores, en los que superó los 40 puntos, pero fue vital en defensa con 3 robos y 2 tapones.

El griego colocó un descomunal tapón a DeAndre Ayton cuando el joven pívot de los Suns intentaba una volcada para empatar el marcador a 1 minuto y 16 segundos del final.

https://twitter.com/NBA/status/1415541675380908037

"Para ser honesto, pensé que iba a machacar encima mío", reconoció Antetokounmpo. "En los finales de partido tienes que hacer lo que sea para ganar el partido".

"Middleton ha estado increíble", reconoció el griego a su escudero. "En los finales de partido mete grandes canastas".

El base Jrue Holiday volvió a naufragar en ataque (13 puntos en 4/20 en tiros) pero fue una incansable sombra para Chris Paul, que jugó su peor partido de sus primeras Finales.

El veterano base se quedó en 10 puntos y cometió 4 de las 17 pérdidas de balón de los Suns, una de ellos clave en la recta final del choque.

"Es mi responsabilidad (...) Fue una mala toma de decisiones", dijo Paul. "Tengo que cuidar del balón".

Tras un primer cuarto ajustado, el partido se convirtió en un duelo entre Booker y Middleton, que ha despertado en estas Finales después de dos primeros juegos muy apagado.

El escolta de los Bucks firmó 9 puntos en el segundo periodo por 12 de Booker que, tras su decepcionante juego del domingo, recuperó su manual de anotador de vieja escuela.

Al estilo de su mentor Kobe Bryant, la joven figura de los Suns desmoralizó a todos sus marcadores con sus precisos movimientos y su inspirada muñeca desde la media distancia.

Clavando varios espectaculares tiro echándose hacia atrás, Booker llegó al descanso con 20 puntos en su cuenta, el doble de todos los que sumó el domingo.

El escolta mantuvo su racha a la vuelta del descanso con 10 puntos más en seis minutos hasta que tuvo que irse al banquillo al sumar su cuarta personal.

Con Chris Paul y DeAndre Ayton combinándose para apenas 12 puntos, un heroico Booker mantenía en cabeza a Phoenix con 38 tantos en los tres primeros cuartos.

En el último cuarto de siglo, solo Stephen Curry (2019) logró una mayor anotación en tres cuartos de unas Finales, con 40 puntos.

Con Phoenix seis tantos arriba (85-79), Booker vio una muy protestada quinta personal y tuvo que volver al banquillo con 10 minutos por jugar.

Los Bucks solo lograron acercarse a tres puntos cuando Booker regresó a la cancha y los árbitros le perdonaron la sexta falta, que conlleva la expulsión, cuando frenó un contraataque de Jrue Holiday.

En un trepidante final, Middleton anotó dos canastas decisivas, Booker erró en el otro lado de la pista y Antetokounmpo colocó el espectacular tapón a Ayton que, junto a una pérdida de Chris Paul, finiquitaron el partido.

De esta forma los Bucks han vuelto a igualar una eliminatoria después de una desventaja de 2-0, como hicieron en las semifinales de conferencia ante los Brooklyn Nets.

Temas

Dejá tu comentario