Cayeron 64% los viajes de argentinos al exterior

Economía

De la convertibilidad a la devaluación, cayó 64% la cantidad de turistas argentinos que tomaron vacaciones en el exterior durante los primeros días de enero.

Según datos de la Secretaría de Turismo de la Nación, 67.173 turistas salieron de Ezeiza a otros países en 2001. En cambio, en lo que va de este enero, sólo lo hicieron 24.228.

En comparación con el año pasado -cuando ya se había devaluado y las restricciones bancarias tenían plena vigencia-, la disminución es menor, aunque sigue siendo importante: 27%, unas 33.239 personas. En el mismo período, entraron en el país un total de 23.821 turistas extranjeros, lo que registra un crecimiento de 38,6% respecto del mismo período de 2002.

Muchos de los argentinos que decidieron salir del país prefirieron, de todos modos, no alejarse demasiado y tomaron sus vacaciones en naciones limítrofes, por lo que ni siquiera pasaron por Ezeiza.

Punta del Este, otros destinos uruguayos y el sur de Brasil fueron algunos de los sitios preferidos por los pocos argentinos que en uno de los mejores momentos del turismo local optaron por traspasar las fronteras.

Destinos europeos, Estados Unidos o el Caribe, en cambio, tuvieron mucho menos adeptos.

• Furor lejano

Lejano, por caso, del furor que en 2000 fue el verano brasileño aun para integrantes de la clase media baja de la Argentina, que en muchos casos pudieron visitar por primera vez ese territorio favorecidos por el valor del real, hoy son pocos los argentinos que pueden siquiera pisar las playas «gaúchas», la zona más accesible del país.

Esta realidad comenzó el verano pasado, cuando el país estaba al borde del colapso después de un año crítico, y el descenso de salidas por turismo fue notorio.

Así, durante 2002 salió del país casi 40% menos de turistas que en 2001 (2.870.581 turistas contra los 4.761.925 que salieron en 2001).

Este descenso, tendencia que continúa en este comienzo de 2003, repercutió también en el nivel de egresos económicos porque mientras en 2001 salieron del país u$s 3.800 millones, el año pasado sólo fueron u$s 1.676 millones, o 56% menos. Esto permitió que el año pasado (cuando llegó al país una cifra récord de más de 3 millones de turistas extranjeros), la Argentina tuviera después de mucho tiempo saldo positivo en materia de turismo, porque mientras egresaron u$s 1.676 millones, ingresó, en cambio, un total de u$s 2.247, un saldo a favor de u$s 571 millones.

El derrumbe del turismo argentino en el exterior es la contracara del boom de las vacaciones dentro del país, que durante el año pasado y en este incipiente comienzo de temporada marcó cifras récord tanto en cantidad de visitantes como en ingreso de divisas.

Dejá tu comentario