Efecto campo: ahora sube venta de autos

Economía

Después de una primera quincena de julio para el olvido, con caída de ventas por primera vez desde la crisis de 2002, la demanda de autos 0 km cambió la tendencia y en la segunda parte del mes el público se está volcando masivamente a las concesionarias.

La explicación de este raro fenómeno tiene un solo motivo: el rechazo del Congreso de la ley de retenciones móviles.

«Después de la votación del Senado, cambió el clima en las concesionarias y se comenzaron a cerrar muchas operaciones que estaban paradas. Evidentemente, el público quería esperar a ver cómo se solucionaba el conflicto con el campo», explicó a este diario Horacio De Lorenzis, secretario de la asociación que agrupa a las concesionarias (ACARA).

Durante los primeros 15 días del mes, las ventas de autos se proyectaban en un volumen de 48.000 unidades para fines de julio, y en igual mes del año pasado se habían comercializado 50.200 autos.

Sin embargo, ACARA proyecta ahora cerrar el mes con un volumen de unos 54.000 vehículos, lo que representa una suba de alrededor de 7%.

Con esta mejora en el mercado automotor, los empresarios del sector vuelven a ser optimistas sobre la evolución de las ventas anuales que se estiman en 624.000 vehículos.

Esto surge de la evolución registrada durante el primer semestre. Entre enero y junio de este año se patentaron 338.600 autos contra los 285.650 comercializados en igual período del año pasado.

Pese a este repunte de los últimos días que devolvió el optimismo al sector, la demanda no parece tener la misma firmeza de hace unos meses.

Un dato que muestra un mercado más difícil es la necesidad de las fábricas y concesionarias de ajustar sus precios. Hasta el comienzo del conflicto con el campo, la característica del sector era de varios meses de demora en la entrega de 0 km y precios en constante aumento.

Hoy, sólo en algunos modelos y colores puntuales, los plazos de entrega pueden superar los 60 días, ya que en la mayoría hay stock suficiente para que el comprador no espere para hacerse de la unidad. Por otro lado, lejos de seguir aumentando los precios, en casi todas las marcas se están aplicando bonificaciones de hasta 5% y promociones como seguro gratis por un año y otros beneficios. Esto en la práctica funciona como una rebaja en el valor de la unidad.

También las fábricas se adaptaron a la nueva realidad del mercado de los primeros días de julio y este mes la mayoría de las terminales mantuvo los precios de junio, algo que modificó la tendencia de los últimos tiempos, cuando los ajustes se realizaban mensualmente.

Dejá tu comentario