Asaltaron un bar de Caballito y balearon a uno de los empleados

Información General

El encargado de una confitería ubicada en pleno centro comercial del barrio porteño de Caballito fue baleado durante un asalto cometido por dos delincuentes, que irrumpieron en el lugar y se apoderaron del dinero que había en la caja, con el que escaparon, informaron fuentes policiales.

Para cometer el robo y huir, los ladrones aprovecharon la ausencia del "sendero escolar" de seguridad que la policía monta diariamente en la zona -donde hay varios colegios-, que está suspendido debido al receso escolar dispuesto ante la epidemia de Gripe A, dijeron los informantes.

Voceros de la seccional 10ma. y un compañero de trabajo de la víctima contaron que el asalto fue cometido esta mañana, minutos antes de la 6.30, en la confitería Plaza del Carmen, situada en avenida Rivadavia 4502, en el cruce con avenida La Plata.

Alejandro, quien también es encargado del comercio, explicó que al lugar entraron a robar dos delincuentes armados, en momentos en que se encontraban dos clientes desayunando y otros compañeros de trabajo, que habían empezado su jornada laboral a las 6, cuando abre la confitería.

Según el trabajador, en ese momento estaba a cargo de la caja otro encargado del comercio, a quien identificó como Hugo Villanueva, de 31 años.

Minutos antes de las 6.30 del miércoles dos hombres de unos 30 años ingresaron a la confitería y se dirigieron directamente hacia el mostrador donde está la caja y el encargado, a quien amenazaron con un arma de fuego para robarle.

"Fueron a la caja donde estaba el encargado y le dispararon directamente a él. En el lugar había unas diez personas, entre empleados y clientes, a ellos no los tocaron para nada", relató Alejandro, el compañero de la víctima.

Según los voceros policiales, "hay versiones encontradas" en cuanto a las circunstancias que llevaron a los ladrones a disparar.

"Algunos dicen que el empleado habría amagado con resistirse y otros que no", añadió una fuente de la pesquisa, quien explicó que esa circunstancia quedará más clara cuando la víctima esté en condiciones de declarar sobre lo sucedido.

Tras efectuar el disparo a Villanueva -aparentemente con un revólver, ya que no se hallaron vainas servidas en el lugar-, los ladrones se apoderaron del poco dinero que había en la caja, sólo cambio que habían dejado de la noche anterior, con el que huyeron.

Los delincuentes se fueron a bordo de una moto sin amenazar ni robarle a los clientes de la confitería.

El herido fue asistido por personal médico del SAME que llegó al lugar y trasladado al hospital Durand.

Las fuentes informaron que si bien su estado es delicado, ya que recibió un balazo en el pecho, el proyectil no afectó ningún órgano.

No obstante, los médicos evaluaban si era conveniente someter o no a Villanueva a una intervención quirúrgica para extraerle el proyectil.

Tras el hecho, efectivos de la policía científica acudieron al bar y realizaron las tareas de rigor para recolectar evidencias, en tanto efectivos de la comisaría 10ma. tomaron declaración a los testigos e implementaron un operativo para atrapar a los delincuentes, aún prófugos.

Los trabajadores y vecinos del bar dijeron que la zona es generalmente tranquila, aunque explicaron que en los últimos días sacaron la custodia policial permanente que había en la esquina en la que se halla Plaza del Carmen.

Al respecto, las fuentes policiales explicaron que no se quitó personal asignado a la zona sino que, momentáneamente y debido la suspensión de clases por la Gripe A, dejó de funcionar el "sendero escolar" que diariamente los efectivos implementan en esas cuadras.

Y aclararon que los policías asignados a esa tarea ahora se dedican a patrullar las calles en vez de quedarse en puestos fijos.

Dejá tu comentario