"El bombo siempre fue muy masculino y para nosotras resignificar eso fue contundente"

Información General

En el marco de un nuevo 8M, el grupo performático femenino Legüereale habló con Ámbito de sus raíces folklóricas, la búsqueda de nuevos estilos y cómo se abrieron paso en una escena con un "machismo exacerbado".

La Legüereale son un grupo de 12 mujeres que pisan fuerte. Con un sonido contundente, se abrieron paso en la escena artística musical haciendo uso de un instrumento tradicionalmente tocado por hombres: el bombo legüero.

“El bombo y la percusión siempre fueron muy masculinas y para nosotras resignificar eso fue muy contundente”, dijo a Ámbito, Yanil Abu Aiach, directora artística de este ensamble surgido en la Ciudad de La Plata, ocho años atrás.

Legüereale en vivo.mp4

En el marco de un nuevo 8M, la también percusionista y cantante, recordó los orígenes del grupo: “Cuando yo empecé a tocar el bombo en las guitarreadas no había ninguna bombista mujer. Además, el bombo no se entendía como un ensamble colectivo, porque tampoco se legitimaba la raíz afro del instrumento”.

A su música la definen como ecléctica. Si bien tienen una entidad folklórica y el bombo y la percusión son sus piedras basales, sus características performáticas las llevaron a investigar otros sonidos como la guitarra, el violoncelo, el ronroco y la flauta traversa, junto con el canto y la danza en un concepto integral, con fuerte impronta de lo corporal.

Foto Facu Arilli. (2).jpg

“Nos gusta a veces separarnos del género folklórico, porque entendemos que si vos ves bombo legüero, inmediantamente linkeás en tu cabeza: chacarera, chinita y gaucho. Nosotras desde esa raíz folklórica que nos apasiona, siempre intentamos ir en una búsqueda más auténtica. El folklore está vivo y es actual y nosotras hoy somos las protagonistas de qué queremos contar. Es parte de la deconstrucción que también queremos hacer”, explicó.

Transitar la escena folklórica no fue fácil para las Legüereale, quienes tuvieron que romper estereotipos de género y enfrentarse al ninguneo de no aparecer siquiera en las ventas de los festivales a los que iban a tocar, siempre monopolizadas por hombres.

Pulsar - Legüereale - en Vivo en Lucamba.mp4

“Hace cuatro años, el contexto era otro. Nosotras éramos unas de las pocas bandas todas de mujeres y la escena folklórica a nivel de género estaba muy atrasada y eso también nos ha excluido bastante. Fuimos a poner la cuerpa en muchas situaciones y después ya dijimos que no. El folklore tradicional tiene un machismo exacerbado zarpado”, indicó Abu Aiach.

Según la artista, antes de la sanción en 2019 de la ley 27.539 de Cupo Femenino en Eventos Musicales, las mujeres estaban “invisibilizadas o no puestas en un lugar de protagonismo”. Por eso, exigió seguir avanzando en la conquista de derechos.

Foto Facu Arilli. (3).jpg

“No entiendo el feminismo como un dogma intelectual, sino pragmático en la construcción de lo que no funciona bien. El bombo para mí es una herramienta de transformación”, concluyó.

Además de Abu Aiach, integran el ensable Leticia Roxana Farignon, Melisa Flavia Mora, Camila Lamaro, Paola Vanesa Buldain, Antonela Maggi, Agustina Angelis, Manuela Cuello, Tania Alejandra Mileta, Malén Silvestre, Patricia Rosso y María Mercedes Sacchetti.

Las Legüereale sacaron su primer disco “Celebración” en 2015 y ahora acaban de lanzar su segundo trabajo titulado “La Paz del Fuego”, que estarán presentando el próximo 12 de marzo a las 21 horas en la sala Hasta Trilce, ubicada en Maza 177.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario