El mercado inmobiliario premium es el que mejor se defendió en pandemia

Negocios

Este público compra unidades próximas a estrenarse, de más de 100m2, en ubicaciones únicas, con amenities, y calidad de terminaciones por encima del mercado.

Al contrario de lo que sucede con el mercado suburbano, donde la oferta es limitada y la demanda explotó con la pandemia, en la ciudad se vive una realidad diferente, mucha oferta y poca demanda. Sin embargo, existe un segmento que le dio un respiro a los desarrolladores en estos dos últimos años: el Premium. Mientras que los inversores se guardaron, o sacaron sus dólares al exterior, el consumidor final vio que los precios bajaron y aprovecharon para comprar algo mejor de lo que tenían buscando hacer un salto en su calidad de vida. Más metros, más balcón, más vista, más amenities, más luz, la consigna es vivir mejor. La mirada de la gente es que la vida es corta y hay que disfrutarla, para qué esperar.

Este público que surgió como consecuencia de la pandemia compra unidades próximas a estrenarse, de más de 100m2, en ubicaciones únicas, con amenities, y calidad de terminaciones por encima del mercado. Busca con esto hacer un cambio de vida inmediato. Pero este no es el único motivo que lo impulsa. El achicamiento de la brecha en los precios entre los productos estándar y los Premium fue el ingrediente que terminó de decidirlo.

Los costos de la construcción bajaron, y esta baja se sintió proporcionalmente más fuerte en los precios de los proyectos de alta gama, sobre todo en aquellos construidos entre 2018 y 2019. Una muestra de esto es que los precios de los productos de este segmento no sólo se equipararon con el usado no Premium sino también con el "a estrenar" no premium. Antes costaba 2.200 dólares el metro de cualquier departamento y el premium 3.500. Hoy cuesta 2.000 el estándar y 2.600 el Premium. O sea que por un poco más se puede comprar en proyectos próximos a entregarse de una categoría superior a la que se podía acceder hace dos años.

El mercado de terrenos, por su parte, también está activo y ágil. Los vendedores están permeables a negociaciones por metros y los valores son razonables, lo que permite a los desarrolladores encarar este tipo de proyectos de excelente calidad, en ubicaciones destacadas, y a tickets razonables.

La demanda existe y está dispuesta a comprar, los terrenos se consiguen y los costos aún se mantienen en buen nivel, el momento es ahora.

Fundador y Director de ADN Developers.

Dejá tu comentario