Tras 21 meses, envíos automáticos a provincias mostraron suba real (2%)

Ambito Nacional

Coparticipación cerró en agosto sin caída real (respecto de inflación). Si bien las flexibilizaciones ayudaron, se debió sobre todo a un factor coyuntural.

Los envíos de coparticipación de agosto a las provincias mostraron una novedad: por primera vez desde hace 21 meses, las transferencias automáticas no evidenciaron una caída en términos reales.

Los recursos automáticos remitidos a los gobernadores totalizaron ese mes $213.968 millones. Fue un crecimiento del 43,9% interanual nominal. Pero además, una suba real (respecto de la inflación) del 2%.

Sin embargo, y si bien el diagrama de flexibilizaciones “empujó” la performance de la coparticipación, el motivo fundamental de ese aumento real fue la prórroga de los vencimientos de Bienes Personales y Ganancias.

La radiografía pertenece a Politikon Chaco, que precisó además que “salvo CABA (-5,7%), Chaco (-0,1%), Formosa (-1,2%), Misiones (-0,6%) y San Luis (-0,4%), el resto de las provincias tuvo incrementos reales por primera vez en varios meses”.

P20_TRNSFER 2X14.jpg

En diálogo con Ámbito, el director de la consultora, Alejandro Pegoraro, aseguró que “hace 21 meses que no se veía un crecimiento real de los recursos” en esas remesas. “Es un poco menos de dos años, en donde la crisis de recesión que se inicia con la crisis cambiaria de mediados de 2018 impacta en las transferencias por coparticipación”, sostuvo, y recordó además que “el año pasado también sufrieron un impacto con las medidas de Mauricio Macri con respecto a IVA y Ganancias, compensadas luego por una decisión de la Corte, y la inflación que venía en alza”.

Pegoraro señaló que el giro en los envíos de agosto se debió sobre todo al “buen comportamiento del Impuesto a los Bienes Personales, que creció en términos reales 447%; del de Ganancias, con crecimiento real también, y otros conceptos de distribución con caídas menos significativas que el mes anterior”.

“La flexibilización de actividades en el país por supuesto que ayuda en algunos conceptos de recaudación que se coparticipan, pero en el caso de Bienes Personales y Ganancias hubo una prórroga de los vencimientos que se ejecutaron en agosto y colaboró con el incremento; no tiene que ver con la actividad propiamente dicha”.

Pegoraro además remarcó que el crecimiento real en agosto “ni siquiera compensa las caídas que tuvieron entre abril y junio”. “Los recursos de agosto estuvieron por encima de los $200 mil millones, un récord nominalmente; hay una recuperación incluso respecto de niveles prepandemia, pero en un país que no venía con un nivel de actividad óptimo”, agregó.

La consultora precisó que para calcular la variación real en términos porcentuales utilizó una estimación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) de agosto basada en el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) del Banco Central, que daba un IPC nacional de 3%. En base a ello generaron proyecciones por regiones. “Por ello se debe considerar que en todos los casos que mostraron caídas reales, cualquier ajuste respecto al IPC oficial de agosto podría culminar en subas reales salvo CABA, que se mantendría en terreno negativo”, afirmaron.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario