Jumbo y Carrefour abren y anuncian inversiones

Economía

Lugares tan distantes como Caballito y Florencio Varela fueron escenario de inauguraciones de dos cadenas de supermercados: la chileno-argentina Cencosud abrió un Jumbo en el mencionado barrio porteño; por su parte, los franceses inauguraron un minimercado Carrefour en el suburbio del sur bonaerense.

Stefan Krause, CEO de Jumbo, anunció en Caballito que esperan incrementar este año sus ventas 25% respecto del año pasado, lo que llevaría su facturación a unos u$s 2.500 millones. Si bien Krause no lo especificó, está claro que buena parte de ese incremento se deberá a dos factores: la apertura de nuevas bocas de venta y -sobre todo-el incremento en el valor de los productos que comercializa, en todos los casos superior a los índices que se empeña en difundir como únicos válidos el secretario de Comercio, Guillermo Moreno.

  • Optimismo

    Krause, cuya cadena ya conoce de las iras de Moreno y del propio Néstor Kirchner cuando era presidente, dijo que «el consumo sigue creciendo y las ventas siguen muy bien. La economía sigue caminando y somos optimistas».

    La de ayer será la sucursal 259 que tiene el grupo que encabeza Horst Paulmann en la Argentina en lo que hace a sus marcas Jumbo, Disco y Vea. La empresa también tiene una cadena de shopping centers -cuya nave insignia es Unicenter-y otra de tiendas «hágalo usted mismo», Easy Home Center. A este número, prometió Krause, se le añadirán otras quince bocasde venta en todo 2008. Por su parte, Carrefour invirtió $ 27 millones en su nuevo «mini hipermercado» -así lo definen-de Florencio Varela, en el que trabajarán 120 personas. El local tiene una superficie de 5.580 m2, de los cuales 3.331 m2 corresponden al área de ventas (o sea, aproximadamente un tercio de un típico «híper»). La oferta se complementa con nueve locales comerciales de 400 m2 que serán alquilados a terceros. La sucursal forma parte de un plan de inversiones superior a los u$s 300 millones en el período 2006-2008.

  • Ventas

    Daniel Fernández, CEO de la cadena francesa para la Argentina, coincidió con su colega chileno al decir que «las ventas en el primer semestre vinieron muy bien, y no sentimos el efecto del conflicto con el campo. Vemos el futuro con optimismo y nada nos hace pensar en modificar nuestro plan de inversiones».

    El ejecutivo agregó que antes de fin de año abrirán sucursales en Mar del Plata, dos en Córdoba y una en Haedo, en terrenos de lo que hasta ahora es Showcenter (ocuparán el espacio que dejaron libres los juegos, la discoteca, los restoranes, etc., y acompañarán a los cines ShowCase).

    Dijo que en 2009 esperan invertir $ 400 millones en nuevas sucursales, que con la de ayer llegan a 180 tiendas en todo el país. Y reveló que la mayor apuesta de su grupo es «hacer crecer nuestra marca propia, que se incrementó 30% en ventas con más de 1.300 ítems».
  • Dejá tu comentario