23 de marzo 2023 - 10:19

Brasil: Tribunal ordenó a Jair Bolsonaro que devuelva joyas árabes

También había diamantes pertenecientes a la marca suiza Chopard valuadas en más de 3,6 millones de dólares enviados por el Gobierno de Arabia Saudita en 2021 en la valija de un exministro del gabinete

Jair Bolsonaro, expresidente de Brasil. 

Jair Bolsonaro, expresidente de Brasil. 

La fiscalía federal antimafia de Brasilia abrió una investigación contra el expresidente Jair Bolsonaro (2019-2022) y su esposa, Michelle Firmo, por el supuesto delito de peculado que se habría cometido con el contrabando de joyas y diamantes de la marca suiza Chopard valuadas en más de 3,6 millones de dólares enviadas por el Gobierno de Arabia Saudita en 2021 en la valija de un exministro del gabinete, informó hoy la prensa brasileña.

El escándalo del contrabando de joyas estaría demorando el regreso de Bolsonaro desde Estados Unidos, adonde se encuentra desde el 30 de diciembre con visa de turista, que inicialmente tiene previsto retornar el próximo 29 de marzo, cuando el presidente Luiz Inácio Lula da Silva se encuentre de gira oficial por China.

Según Folha de Sao Paulo, el fiscal Caio Vaez Días, integrante del Grupo de Actuación Especial de Lucha contra el Crimen Organizado (Gaeco), fue designado como el investigador de la denuncia de peculado contra el expresidente ultraderechista.

Dias es uno de los investigadores del intento de golpe de Estado del 8 de enero perpetrado por miles de seguidores de Bolsonaro en Brasilia que asaltaron las sedes de los tres poderes y pidieron la intervención del Ejército para derrocar a Lula.

El pedido de apertura de la investigación, aceptado por el Ministerio Público Federal de Brasilia, fue realizado por la diputada oficialista Luciene Cavalcante, del Partido Socialismo y Libertad (PSOL).

El peculado es un delito que ocurre cuando un funcionario, en virtud del cargo que ocupa, desvía bienes públicos en beneficio propio o de terceros, con penas entre 2 y 12 años de prisión.

La investigación de la fiscalía ocurre luego de que el senador Omar Aziz, del derechista partido social demócrata (PSD) anunciara que en la comisión de patrimonio de la cámara alta se iniciará la investigación sobre si las joyas son parte de un supuesto soborno a raíz de la privatización de la refinería Landulpho Alves de Bahía, de la estatal Petrobras, adquirida por el mitad de su valor de mercado por el fondo Mubadala Capital, de la monarquía de Emiratos Arabes Unidos.

La denuncia de la diputada ante la fiscalía de Brasilia incluye al exministro de Minas y Energía Bento Albuquerque, quien recibió las joyas por parte de la monarquía saudita en octubre de 2021, y el ex titular del órgano fiscal y de aduanas Receita Federal Julio Gomes, acusado de intentar presionar a sus subordinados a pedido del presidente Bolsonaro.

Bolsonaro, excapitán del Ejército, admitió ante CNN Brasil haber tomado para sí un regalo del Gobierno saudita a Brasil valuado en 100 mil dólares, un conjunto de reloj, gemelos y pulsera de oro de la marca suiza Chopard: por este caso el tribunal de cuentas obligó a devolver las joyas al patrimonio nacional en los próximos días.

En octubre de 2021 el entonces ministro Albuquerque, un almirante, retornó de un evento oficial en Riad con un asesor, un sargento, y desembarcó en el aeropuerto de Guarulhos, en San Pablo.

Allí, un agente aduanero pidió revisarle la mochila al sargento y allí adentro estaba, sin declarar oficialmente, un conjunto de joyas y diamantes de Chopard femenino valuado en 3,5 millones de dólares que fue confiscado por carecer de documentación.

"Es para la primera dama", dijo Albuquerque al interceder ante el fiscal de aduanas, buscando presionarlo para liberar las joyas, según las cámaras de seguridad que captaron el sonido de la escena.

Sin embargo, Albuquerque llevaba otro conjunto, el enviado a Bolsonaro, en otra valija, y lo ingresó al país sin haberlo declarado. Bolsonaro tomó el regalo para sí y no para la presidencia de la República.

Lo cierto es que el exmandatario ultraderechista intentó nueve veces enviando a personas de confianza a destrabar el caso de las joyas valuadas en 3,5 millones de dólares sin éxito, gracias a la acción anticontrabando de los agentes de la Receita Federal.

La ex primera dama dijo que desconocía el caso, volcando la culpa del probable contrabando millonario en el almirante Albuquerque.

Dejá tu comentario

Te puede interesar